Se produce la tercera muerte en cinco meses en el Centro de Detención para Migrantes de Tapachula

bankil/ mayo 22, 2016/ Noticias, Uncategorized/ 0 comments

  • La llamada “Estación Migratoria Siglo XXI” registra una nueva muerte en circunstancias pendientes de clarificar, tras otras dos producidas en diciembre de 2015.
  • Las condiciones en el centro de detención se manifiestan insostenibles en términos de seguridad, hacinamiento, conflictividad interna, debido proceso, limitantes para acceder al derecho de asilo y problemas de salud física y mental derivados de lo anterior.
  • Las organizaciones sociales firmantes exigimos el esclarecimiento de los hechos, la depuración de responsabilidades y la mejora de las condiciones del centro, mientras llega su cierre definitivo.

20 de mayo de 2016

El pasado martes 10 de mayo, Don Manuel Antonio Ventura García, de origen salvadoreño y 32 años de edad, murió en el interior de la llamada “Estación Migratoria Siglo XXI” de Tapachula, en donde se encontraba privado de libertad a la espera de su deportación.

Si bien las circunstancias de su muerte están pendientes de clarificar, según información proporcionada por el INM, Manual Antonio decidió subirse a las 12:30 horas del día 10 a un tablero de básquetbol ubicado en la sección de hombres del área de detención, desde donde cayó al suelo. El INM asegura que se le proporcionó auxilio mediante traslado al consultorio médico del centro, en donde fue valorado y se ordenó su traslado urgente al Hospital COFAT, a donde llegó sin vida. Los hechos fueron comunicados al Consulado de El Salvador en Tapachula, a la Comisión Nacional de los Derechos Humanos y a la Fiscalía Especializada en Atención a los Delitos Cometidos en Contra de Inmigrantes, que ha abierto investigaciones por presunto homicidio.

Manuel Antonio estaba privado de libertad en condiciones que agravaron su estado de ánimo. La falta de atención e información, la hostilidad y acoso de agentes y la inseguridad que se vive en el centro, le tenían sumido en una situación de angustia e insomnio, añadidos a posibles problemas previos de salud mental que llevaron al Consulado salvadoreño a solicitar atención psiquiátrica. La víctima también había sufrido días antes un presunto episodio de agresiones físicas por parte de guardias de seguridad y agentes del INM, bajo la versión de contenerlo para detener un altercado.

La muerte de Manuel Antonio se produce tras el suicidio de otro ciudadano salvadoreño a finales de diciembre de 2015, y del fallecimiento de un ciudadano somalí que fue trasladado al hospital y no pudo ser salvado. Estas tres muertes representan el máximo exponente de las insostenibles condiciones en las que operan los centros de detención para migrantes en México.

En concreto, el centro de Tapachula presenta desde hace años pero con especial intensidad en los últimos meses, debido a la intensificación de la política de control migratorio del Estado mexicano, una situación de alto nivel de inseguridad en su interior, alta conflictividad y frecuentes tensiones, hacinamiento, hostigamiento para renunciar a derechos y solicitudes, registro de casos de maltrato, así como presencia de personas en graves condiciones de salud mental y otras situaciones de especial vulnerabilidad. Todas estas realidades siguen generando una falta absoluta de garantías a su interior, lo que especialmente redunda en graves dificultades para acceder al ejercicio de derechos, como el derecho a la protección internacional y otros derechos fundamentales.

Por ello desde las organizaciones firmantes:

  1. Exigimos el esclarecimiento de los hechos que provocaron la muerte de Manuel Antonio Ventura García, una pronta acción de la justicia y la determinación de responsabilidades tanto jurídicas como políticas, orientadas a la reparación del daño a los familiares de la víctima, en la medida de lo irreversible de la pérdida de la vida de Manuel Antonio.
  2. El acceso real a la protección internacional por parte de quienes son perseguidos en sus países de origen o llegan de los mismos en condiciones de alta vulnerabilidad, sin que se responda a esta necesidad con la privación de su libertad.
  3. El trabajo de monitoreo que las organizaciones sociales realizamos sobre las condiciones de los centros de detención para migrantes en México, nos lleva a constatar lo inaceptable e insostenible de la situación, y a exigir el cierre de estas “Estaciones Migratorias” y de todas las instalaciones similares en el país, en el marco de una reconducción de las políticas migratorias que no pueden seguir basándose en el control, represión, detención y deportación de cientos de miles de seres humanos que llegan a México en busca de protección y de mejorar sus condiciones de vida y seguridad.

Organizaciones firmantes:

Casa del Migrante de Saltillo – Frontera con Justicia, A.C.. Saltillo, Coahuila.
Centro de Derechos Humanos Fray Matías de Córdova. Tapachula, Chiapas.
Colectivo Ustedes Somos Nosotros, Estado de México.
Estancia del Migrante González y Martínez, A.C. Tequisquiapan, Querétaro.
FM4 Paso Libre. Guadalajara, Jalisco.
INSYDE – Instituto para la Seguridad y la Democracia A.C., Ciudad de México.
Latin America Working Group. Washington, DC, Estados Unidos.
SMR – Scalabrinianas Misión con Migrantes y Refugiados. México.
Sin Fronteras IAP. Ciudad de México.
SJM – Servicio Jesuita a Migrantes. México.
Voces Mesoamericanas – Acción con Pueblos Migrantes. San Cristóbal de las Casas, Chiapas.
Washington Office on Latin America. Washington, DC, Estados Unidos.

pronunciamiento

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>